Abantos

Como el tiempo estaba inseguro tiramos hacia el monte Abantos, refugio habitual que siempre permite bonitos paseos y un descenso rápido si el día se pone desagradable.        Subimos por una zona muy poco frecuentada por lo larga y desconocida, la Senda de la Tubería que llega hasta el cortafuegos que esta pegado al muro de piedra del bosque de Cuelgamuros. Apenas da un par de respiros la cuesta, pero las vistas compensan el esfuerzo. Cerca ya de la cima, empezó a rodearnos una niebla muy densa y húmeda que hacía muy resbaladizas las piedras que hay en lo alto de la Solana del Barrancón.

Solana del Barrancón      Pozo nieve

Desechamos la idea de ir al S. Juan y de paso acercarnos al Pozo de Nieve, así que continuamos hacia el Abantos en medio de la niebla. A los pocos metros de iniciar la bajada despejó de pronto asi que vuelta a subir hasta el refugio para comer en las inmediaciones sentados al sol, quien lo diría.

2014-11-30 12.47.00      Monasterio

 

Advertisements
This entry was posted in Salidas. Bookmark the permalink.