Siempre hay un plan B

No teníamos muy claro lo que nos íbamos a encontrar, pero sí lo que nos apetecía: utilizar nuestro material de invierno aprovechando la nieve que este año nos está dejando el mes de febrero.                                                                                      IMG-20160305-WA0026  IMG-20160305-WA0039      A las 8’30 estábamos en el parking de Cotos. La idea era utilizar los crampones para subir desde la Laguna Grande de Peñalara (por el circo) hasta el mismo Pico de Peñalara. Nuestra idea de acercarnos a la Laguna, no fue de lo más original. El sendero que nos condujo hasta allí era un ir y venir de gente. Y es que ¿a qué aficionado a la montaña no le tienta una salida con raquetas o crampones?. A medida que avanzábamos, disminuían las posibilidades de culminar nuestro objetivo, pues la niebla iba espesando haciendo la visibilidad más reducida. Cuando hicimos el último giro a la izquierda y llegamos al punto desde el que deberíamos visualizar el circo, la ventisca no nos dejaba ver sin gafas y debido a la espesa niebla no veíamos a mas de 20 metros. Así que abortamos y lo intentaremos cuando al menos veamos donde ponemos los pies. En la montaña la seguridad es lo primero.                                                                                                                          1  IMG-20160305-WA0014Volviendo a Cotos, íbamos pensando que como todavía era muy pronto podíamos aprovechar el día en alguna zona un poco más baja. Fué entonces cuando vimos a unos montañeros recuperando a una niña que había caído más de 50 metros por la ladera helada, con la suerte de que no se había lesionado y es que en invierno es muy fácil sufrir algún percance.                                                                                                                                          IMG-20160305-WA0045  IMG-20160305-WA0029    Al final encontramos una zona más protegida del viento aunque también muy nevado, y es que este final de invierno esta siendo un regalo en lo que a nieve se refiere. Subimos al Mirador de las Canchas donde la ausencia de niebla nos dejaba disfrutar de las maravillosas vistas (algunos pueblos de alrededor y parte de la Sierra de Guadarrama). Vuelta por la Senda Ortiz y justo al llegar al parking de la Barranca comenzaba a nevar de forma más copiosa.                                                                                          3  IMG-20160305-WA0042    Al final, pasamos un día de invierno fenomenal pero la idea de comer en el monte nevando no nos sedujo, por lo que llamamos a “Esther” que nos recibió con su simpatía habitual a la vez que comimos muy bien (como siempre) con bastante menos frío, eso sí, viendo nevar a través del ventanal y casi en manga corta.

Advertisements
This entry was posted in Salidas. Bookmark the permalink.